miércoles, 1 de abril de 2009

"Ágora", último trabajo de Amenábar

Ya que hablamos ayer de Amenábar en su aniversario, ponemos hoy estas imágenes previas de su nuevo trabajo. Está ya en sus últimas fases de producción y parece que estará listo para este otoño. El presupuesto ha sido el más elevado para una película española en su historia pero parece que va a valer la pena a tenor de lo que estamos viendo aquí.
Aparentemente por estos primeros fotogramas que salen en prensa, tiene pinta de "peplum" (subgénero de cine histórico de la antigüedad -de griegos y romanos- generalmente con escenas multitudinarias) pero conociendo al director serán momentos específicos para remarcar mejor otros espacios más íntimos e introspectivos en los que hasta ahora parece que se mueve mejor (hay que acordarse de sus historias anteriores: "Tesis", "Abre los ojos", "Los otros" y "Mar adentro" donde prima el mundo interior de los personajes).
De hecho, el mismo cartel elegido que ilustramos aquí parece corroborar esa idea del personaje principal femenino (Rachel Weisz) como un ser solitario ante ese mundo.
En cierto sentido ese cartel me hace pensar en la pintura romántica del alemán Friedrich, con personajes aislados que, de espaldas al espectador, miran hacia un infinito que parece superarles, y en especial a su famoso cuadro "Caminante ante un mar de niebla"; vemos que estructuralmente es muy parecido (¿tal vez lo han tenido presente como modelo?). Otro cuadro de Friedrich me parece también claramente inspirador. En "La luna saliendo a la orilla del mar" que reproducimos aquí abajo vemos la claridad del reflejo de la luna justo encima de las cabezas de los tres personajes, igual que en el cartel (y escena) de la película, además de una forma más o menos triangular parecida. Como colmo, la silueta lejana de un faro es casi clavada a la que se reproduce en esa escena de Ágora y que pertenece al famoso faro de Alejandría. A mí particularmente me parece una interesante comparación ya que Friedrich es uno de mis pintores favoritos. Por cierto, los prometedores exteriores han sido grabados en Malta. Estamos impacientes para ver el resultado. Amenábar se toma mucho tiempo entre película y película. A la vista de su carrera, suele merecer la pena.