sábado, 29 de mayo de 2010

Entrada especial para la canción eslovaca "Horehronie" de Eurovisión 2010.

La canción que presentó Eslovaquia en la primera semifinal quedó eliminada pero a mí fue la que más me gustó. Es más, después de escuchar todas es junto a la canción búlgara (también eliminada) la que más recordaré. Debo tener un gusto horrible (ja,ja,ja) o no lo comparto con muchos por lo menos. Y como este es mi blog, pues le dedico una entrada exclusiva, como ya hice con el búlgaro Miro. Kristina Pelakova interpretó una canción muy curiosa, con ritmo algo discotequero pero sin ser del todo rápida. No soy especialista musical pero diría que eso suele llamarse un "medio tiempo". Añadía además resonancias tribales con un regusto estético medieval como vemos en la imagen superior. Esas mezclas no debieron gustar mucho a público y jurado, lo cual me sorprende tras ver que este año hay mucha canción parecida y tendremos una sobredosis de baladas empalagosas en la final. Ésta era algo diferente y además no era una frikada, que es lo que a veces se confunde con "diferente". La semifinal primera tampoco era como para tirar cohetes por lo que se antoja más injusto pero la vida es así. Eslovaquia no tiene en general mucho apoyo por Europa. Es un país en medio de la nada, da la que podemos decir poco excepto que es la parte derecha (geográfica y en el nombre) de la antigua Checoslovaquia. Por cierto, la República Checa no ha participado este año, tal vez harta también de no gustar a nadie, con lo que tampoco tenían ni siquiera ese apoyo (los que no participan no votan). Horehronie es una región de ese país y la letra que se me ha pegado: "Ked sa slnko skloni / na Horehronie / che sa mi spievat / zomriet aj zit" viene a decir que cuando el sol desciende por esta región de Horehronie le vienen ganas de cantar y que se siente como si estuviera en el cielo. Os pongo una versión con la letra en inglés por si os interesa. La región ha aprovechado la canción y se puede ver un video con bonitas imágenes de la zona. Parece que la canción ha dado para mucho y por internet se pueden escuchar diversas versiones como una supercañera llamada psr remix que ha debido hacer algún discjokey eslovaco. Después del subidón maquinorro podemos acabar con una versión de piano muy melódica y sin ese regusto tribal. Mucha variedad que significa que a alguien más le ha gustado y ha decidido reversionarla. Me quedo más tranquilo (ja,ja).



3 comentarios:

sergio1688 dijo...

Para mi era la mejor cancion de eurovision este año, la que mas me ha gustado, sino fuera xk no voto nunca la habria votado para ganar, me e bajao la cancion y to con eso te lo digo todo, y encima está como un tren descarrilao la tia!

The Eternal Blog dijo...

Por mi parte no he seguido casi nada el festival, pero anoche llegué a tiempo para ver las votaciones y enterarme del espontáneo (uno de nuestro mismo país, vergonzoso por su parte y por la parte de la seguridad del festival) que atacó la actuación del pobre chaval.

La canción ganadora, la de Alemania, me pareció sosísima y no comprendo la casi unanimidad de los países que la votaron con un 12, entre ellos nosotros! aunque no me guste la letra de Diges sí que me parece más alegre y festivalera que es de lo que se trata.

Ahora mismo voy a tirar de youtube para escuchar la canción de la eslovaca.

Saludos!
Rogelio

Jalex dijo...

El ritmo se llama Folk Pop, que es una versión "actualizada" del folk tradicional. No tienes mal gusto, la canción es excelente, combina tres cambios de ritmo, con un beat sostenido y mayor presencia de la voz de Kristina sobre los beats electrónicos.

¿La mejor? Debatible, aunque queda con Macedonia, Islandia, Rumania y Turquía en el top 5 sin cuestionamiento alguno.