sábado, 21 de febrero de 2009

Notoriedad y vigencia de Andy Warhol


No hay que insistir mucho en la importancia de Warhol en el mundo del arte pero también habría que recordar la gran notoriedad social de su "personaje". Es evidente que se inventó en una imagen pública de extravagancia para así acceder a a las más altas esferas. En esos lugares sí hay sitio para artistas divertidos y disparatados pero tal vez no para genios introvertidos o activistas comprometidos que incomodan. En ese sentido podemos considerarlo un "publicista a tiempo completo de sí mismo" y nos recuerda algo a Salvador Dalí, que también se inventaba apariciones espectaculares. Arriba vemos sus relaciones con políticos de la época como Jimmy Carter y ni que decir tiene que por su "Factoría" (un local que fue su lugar de trabajo y también ocio por las fiestas que daba) pasó lo más granado del arte en general y del famoseo de la época en particular. Arriba también tenemos inmortalizaciones de su figura en monumentos e incluso en sellos. Como influencia popular tenemos un claro ejemplo en sus series de retratos coloreados que ahora se promocionan en cualquier copistería para adquirir un retrato de uno mismo "al estilo Warhol".